Ver fondo
[x]

Amor continuo.-Parte 6 fanfic fanfic


hace 4 meses Popularidad 354 Visitas


Cumpleaños

12 de Octubre, cumpleaños número 19.


Después de festejar al terminar la escuela con mis amigos llegué a casa un poco tarde, toda mi familia trabaja a excepción de mi hermano y ellos ya dijeron que me festejarían el próximo viernes.


Durante la noche decidí salir y dar una caminata tranquila por la calle, desde que comenzaron a hacer rondas los policías es seguro salir al parque cercano y acostarse en el césped a descansar.


Mirando las estrellas solo puedo sentirme más y más viejo.


-¿Puedo sentarme a tu lado?-una inusual sombra de acercó hacia mí. Cristina vistiendo ropa casual había venido a donde yo.


-Adelante-


Con eso dicho ella se recostó cerca de mí-Has ignorado mis mensajes de disculpa-


-Porque realmente no lo sentías-


-¿Cómo voy a sentir algo que no entiendo?-


-Exacto-suspiré-Ese es el problema-


-¿Estás molesto porque no pude entender tu corazón?-


-No, estoy molesto porque a pesar de decirte todo sobre mí y de explicarte durante un tiempo como funcionaba, de que me explicaras como querías entender el corazón de las personas, de que me mostraras casualmente expresiones llenas de sentimiento aun así ignoraras mi sentir-repliqué-Estaba confiado en que podía diferenciar cuando fingías una emoción y cuando realmente la sentías pero creo que me equivoqué-


-…Ya veo-


-Si mejoras esa habilidad sumado a lo que te dije antes serás capaz de mejorar lo suficiente para ser una digna heredera, creo que te he dado un buen comienzo, solamente necesitas reunir personas que compartan un pensamiento similar y aprender de ellos-completé.


-Sí… eso fue lo que pensé. Sería más complicado que preguntarte directamente pero…-


-Sería fácil para ti con tus recursos-


-¿Sigues molesto conmigo?-


-No, eso fue algo del momento, ahora solamente estoy un poco decepcionado. Si te perdonara y volviéramos a hablarnos estoy seguro que saldré lastimado, sinceramente estoy cansado de ello-


-…-


Me levanté y limpié los restos de césped en mi espalda-Bueno, creo he dicho todo lo que tenía que decir, me despido-


Antes de dar mi primer paso Cristina tomo mi pierna con su brazo-Espera-


-¿Qué sucede?-


-Yo… Lo siento-


-¿Qué es lo que sientes?-


-Lastimar tus sentimientos…traicionar tus expectativas…-


-¿Por qué te disculpas?-


-Porque yo… quiero que sigamos siendo amigos-


-Te cobraré doscientas veces lo que te cobraba por asesorías-repliqué.


-Está bien-respondió sin dudar.


-Tendrás que empezar de cero para ganarte mi confianza-esta vez lo dije fingiendo molestia.


-Está bien-su voz dudo, un poco asustada por mi réplica.


-… ¿Por qué estás tan interesada en mí?-suspiré.


-Yo…no lo sé pero…todo este tiempo no pude dejar de pensar en ello, no importa si funciona o no, si hay otras formas o no…No me siento tranquila si no eres tú quien me está enseñando-ella apretó mi pierna y me hizo perder el equilibrio.


*Derrumbar*


Caí al suelo y ella se arrojó sobre mí con una mirada que nunca había visto antes, una mirada llena de tristeza y dolor, como si supiera que fuera la última vez que me vería.


-Estuve investigando todo este tiempo, hablé con muchas personas y busqué todo lo que pude. Al final llegué solo a una conclusión, yo estoy interesada en ti, no sé cómo ni se exactamente por qué pero si no eres tú pierdo el interés… Todas las expresiones que viste en mí no eran falsas, incluso mis sirvientas me había dicho que lucía de buen humor a menudo…Así que yo me disculpo por venir con estos sentimientos confusos, por no darte una respuesta apropiada, por haber traicionado tus expectativas-


En el momento en que sentí que iba a empezar a quebrar su voz y llorar tomé su mano, respiré hondo y suprimí mi sentimiento por abrazarla con fuerza.


-Has pasado-


-…-


-Honestamente, estaba casi seguro que volverías a venir después de lo que sucedió así que estaba pensando en cómo hacerte frente, me imaginé varios escenarios donde podrías intentar varias cosas… Al final pasaste-sonreí-Sé que no entiendes tu propio corazón pero si no empiezas por algo no serás capaz de terminarlo siquiera, ahora que entiendes el deseo de querer ser amigo de alguien, de preocuparte por él y querer disculparte cuando haces algo mal. Has dado un gran paso Cristina-


Ella me miró por varios segundos sorprendida-Todo este tiempo lo pensaste… ¿Por mí?-


-Puedes verlo así, realmente estaba listo para cortar lazos contigo, aunque si me lo preguntas…Eso no era algo que yo quisiera-


-Ya veo…mi sirvienta me dijo que para reconciliarse con personas queridas es bueno hablar y al final tomarse de las manos o darse un abrazo, así que…-ella extendió sus brazos-¿Qué dices?-


*Latido*


Dejar a una chica que está abriendo su corazón por primera vez podría haber sido un gran shock así que yo me acerqué a ella y enrollé mis brazos alrededor de su espalda suavemente.


Ella…su cuerpo estaba tibio y su corazón latía con fuerza, vaya, ella es más humana de lo que creí.


-Lo entiendo ahora…tú también estás nervioso Erick-


-Sí, ¿quién no se pondría nervioso por abrazar a una chica hermosa como tú? ¿Por qué tú estás nerviosa de abrazar a alguien como yo?-


-Mi madre me dijo hace unos días “Si ese hombre te interesa, si quieres estar con él sin importar qué, si sientes un dolor en tu pecho cuando él se va lejos de ti pero por sobretodo, si cuando están juntos tu corazón se acelera y sientes que quieres quedarte así por siempre, eso es amor”-


*Latido*


Sus palabras me dejaron completamente en blanco.


-Lo formularé de nuevo, ¿quieres comprometerte conmigo? No estoy diciendo que nos casemos de una vez, es solo que quiero me veas como una mujer…Y no quiero que puedas ser apartado de mí-


 -…-


-¿Eso es… un no?-


Estoy consciente de que ella no sabe qué  tipo de expresiones está poniendo pero justamente ahora ella es malditamente linda, esa ingenuidad puede robar el corazón de cualquier persona.


Tomé aire una, dos…


“El mundo en paz, un sueño lejano, un sueño por cumplir, un sueño que puede ser real…Que el mundo siga en paz por favor” esta vez mi propio canto no me serviría.


No importaba cuántas veces lo hiciera, ni cuenta intentara suprimir mis emociones, no podía calmarme. Tomé valor y la miré a los ojos.


-Hay algo que no te había dicho del todo bien porque aún no he logrado llegar a un acuerdo conmigo mismo. A menudo tengo sueños muy vívidos, sueños en base a escenarios de la vida real donde suceden cosas muy poco usuales, esos sueños me han brindado un poco de experiencia o de valor para tomar algunas acciones pero también… Fueron esos sueños los que destruyeron parte de mi corazón cuando era más joven-


Cristina se despegó de mí y tomó mis manos con una sonrisa y una expresión de interés.


-No sé por qué pero a menudo soñaba con escenarios hipotéticos pero bastante fuertes, “¿Qué pasaría si alguien de mi familia muriera?”, “¿Qué pasaría si un asaltante matara a X integrante de la familia?”, “¿Qué pasaría si me involucrara en algún crimen o sufriera algún daño?”, todo ese tipo de preguntas fueron respondidas en sueños e incluso algunos poco realistas acerca de lo que sucedería si por ejemplo una invasión zombie atacara la ciudad. Debido a esos sueños a menudo tenía ataques de ansiedad leves y quizás por ello también fue que comencé a preocuparme más por los diversos escenarios, realmente no recuerdo cuándo empezó y no sé si puedo alinearlo con lo demás, he ido con docentes e incluso un psicólogo, todos lo hacen ver como algo malo pero siento que bien usado es una gran herramienta-


Cristina se quedó en silencio escuchando.


-Pero hay algo que realmente temo… ¿Sabes? Realmente quiero encontrar una motivación en la vida, un objetivo que me las fuerzas para lograr ser feliz de una vez. Pero tengo miedo, no sé cuántas veces podré aguantar soñar con un mal desenlace, no sé cómo encontraré la fuerza para imaginarme escenarios donde todo perece… Yo no soy fuerte, soy solamente alguien que ha sido tan golpeado que ahora no siente casi dolor  y sin embargo… Soy débil porque, si me golpean en nuevo lugar, si me golpean aún más duro no sé si podré aguantar. Dime Cristina, ¿cómo podría ponerme de pié si veo un futuro donde tú mueres? Donde la mujer de la que me he enamorado sufre-


Mis palabras fueron alcanzadas por primera vez en mi vida, cuando alcé la vista como anhelando una respuesta, con mi voz entrecortada y lagrimeante me encontré con algo aún mucho mayor, algo que no pensé que sería posible de ella.


Creo que esa fue la primera vez que sentí una motivación para seguir adelante. Cuando la vi confundida, buscando las palabras que jamás encontraría entre lágrimas al igual que yo lo entendí, mi corazón había hablado hace un momento.


Yo también estaba enamorado de ella.


Ella apretó su pecho como conteniendo el desbordante dolor que sentía y me miró a los ojos llena de determinación-¡Yo no desapareceré! Haré todo lo posible a partir de ahora para volverme una heredera digna y en ese momento quiero que estés conmigo. Busca tu felicidad, eres libre de hacer lo que quieras pero… por favor… quédate conmigo-


Y me abrazó, me abrazó de una forma tan simple que era imposible explicar la enorme presión que estaba sintiendo en ese momento.


-Quiero volverme una heredera digna, de esa manera tendré el poder de protegerte y de protegerme-murmuró entre sollozos.


-Yo… entiendo-murmuré-Volvámonos prometidos, encontremos juntos la respuesta  a esto y volvámonos más fuertes-


-…sí-


--|--


Durante media hora nos sostuvimos mutuamente con un largo abrazo, después de eso poco a poco ella volvió a la normalidad y eventualmente el ambiente se relajó.


Su celular sonó y tuvo que retirarse poco después, prometimos vernos al siguiente día y festejar juntos mi cumpleaños. Por alguna razón estaba inmensamente feliz.


Mientras me revolcaba en mi propia felicidad una nueva sombra apareció, un hombre anciano de aspecto fornido con una enorme presión. Vestía un traje de mayordomo pero lucía caro.


El hombre se inclinó-Muy buenas noches señor Erick Alejandro García Sanz, soy el mayordomo en jefe de la familia de su compañera Cristina. Mi nombre es Benedict Santiel Bephome-


Me levanté y respondí al saludo-Sí, mi nombre…bueno, creo lo sabes. ¿Se le ofrece algo?-


El hombre asintió y alzó la vista al cielo-El actual jefe de la familia, Frank Alzar Wolf es un hombre bastante ocupado. Él me ha encargado el cuidado de su hija así como la selección de su futura pareja junto a su madre, ella no ha podido venir ahora por motivos de seguridad, espero lo comprendas-


Asentí, el hombre volteó a verme muy seriamente.


-Puedo ver claramente a través de ti, justo ahora estás muy nervioso pero no siento sorpresa o preocupación por mi visita. ¿Lo esperabas acaso?-


-No exactamente pero me imaginé desde que comencé a relacionarme con Cristina que sería vigilado…O más bien, seguiría siendo vigilado y más continuamente-


El hombre sonrió-Me agradas, aun posees esa humanidad necesaria que te conduce por el bien de la gente, es una habilidad necesaria para el hombre que estará a su lado, sin embargo debes ser consciente de que si te dejas llevar por el sentimentalismo solamente llegarás a tu destrucción-


-Sí… A decir verdad lo sé pero es un poco difícil ponerlo en práctica-


El hombre asintió y dijo con una sonrisa leve-Vamos, no debe ser difícil ahora, solamente imagina las consecuencias de tus decisiones y su impacto en la joven Cristina. Deberías ser capaz de anticipar un poco de ello-


-…-sus palabras son duras, demasiado duras-Realmente… ¿Están bien con alguien como yo?-

El hombre asintió-Esta familia nunca se ha preocupado por el tipo de clase o estrato social al que pertenezcan los demás, a decir verdad la actual madre de Cristina, Serena Jarez De la Cruz era una persona común en días de estudiante al igual que tú, una mujer muy talentosa. En la familia creemos que el talento y las acciones importan más que tu estrato o clase-


-… Entiendo, entonces viniste a comunicarme algo… ¿O solo a ponerme al tanto de la situación en la que estoy?-


-Ambas, a partir de ahora será puesto en mayor vigilancia pero no será protegido. Tiene que demostrar su valía para ser aprobado como el compañero de la joven Cristina, también quería informarte que el proceso de búsqueda ha sido cancelado-


-¿Proceso de búsqueda?-


Asintió-Durante años estuvimos buscando personas que cumplieran con los requisitos para volverse un adecuado modelo para la joven Cristina, una persona que independientemente de su sexo que poseyera las cualidades necesarias para que pudiera aprender de ella y volverse una digna heredera. Paralelamente también hicimos una búsqueda de posibles candidatos a esposo para ella, la prioridad era volverla una heredera digna así que esta segunda búsqueda quedó en otro plano.


Hace ya un año cuando tu subiste al autobús y actuaste de esa manera  la joven Cristina quedó interesada en ti, algo bastante inusual para ella. Realizamos una búsqueda sobre ti y decidimos que no eras un candidato muy apropiado pero que podrías ser útil para reforzar las habilidades de la señorita.


Tras su primer encuentro ella mostró un inusual interés en ti e incluso comenzó a mostrar emociones lo cual era poco común en ella. Al comienzo pensamos que sería perjudicial la forma en que querías enseñar a la señorita sin embargo su madre la apoyó.


“El amor viene de muchas formas distintas, todo es una experiencia” apoyó su madre.


Eres una persona que pierde fácilmente el interés en las cosas y no has podido tomarte en serio tu vida desde hace años, es por ello que estás en proceso de prueba todavía, si muestras que eres un buen soporte para ella y demuestras tú valía podrías ser aceptado… Pero vaya, parece que la historia se repite-el hombre sacó in cigarro y comenzó a fumar tranquilamente


-Cristina me ha hablado un poco, sobre cómo se conocieron sus padres-


-Así es, el desarrollo de su relación fue muy distinto al de ustedes pero al final pasó algo similar. El compañero de vida y el tutor que enseñaría el camino al digno heredero se volvieron la misma persona-sonrió.


-Ya veo… Lo comprendo, entiendo lo que piden de mí pero no puedo actuar diferente solamente porque me lo pides, estaría traicionando la confianza de Cristina. Haré lo que debo hacer solamente-


El hombre volteó a ver-¿Y qué es lo que debes hacer?-


-Eso no te lo diré, es un secreto-sonreí.


El hombre se acercó a mí y lleno de un aura asesina colocó su mano en mi hombro-Serás asesinado diez veces antes de siquiera poder ponerle un dedo encima-


En ese momento realmente me molesté, sin embargo esto era lo que él quería, simplemente retiré su mano de mi hombro y conteniéndome lo más posible respondí-Lo mismo digo, si no respetan sus sentimientos tendré que hacerme cargo de ello-


-Tu familia está de por medio. Justo ahora no eres nada-replicó.


Tomé aire-Lo sé, pero también estás en una posición comprometedora-saqué mi teléfono y lo solté, este cayó al suelo-He enviado un mensaje a tres personas con todo lo que hemos hablado, si algo me pasa a mi o a mi familia ellos le enviarán el audio a Cristina-


-… Mientes-


-Sí, miento-sonreí.


El mayordomo me miró y suspiró-¿Por qué le haces pasar esto a un viejo?-


-Porque infravaloraste a Cristina-


-Te infravaloré a ti-


-Infravaloraste al hombre que ella eligió-


-…-


Después de mirarme por varios segundos comenzó a reír en silencio-Vaya, realmente quisiera entrenarte y volverte un agente de seguridad, eres bastante interesante-


-Lo siento, ya fui apartado supongo-


El celular en el bolsillo del hombre comenzó a vibrar-Tengo que irme, así que si me disculpas. Perdón por tratarte de una manera ruda-


Negué-Es tu trabajo, aunque si me molesté un poco, también me disculpo-


Antes de retirarse, aun de espaldas el hombre me dio un último consejo.


-Esa vez en el camión, lo vi en las grabaciones y también lo he visto en tus ojos en pocas ocasiones cuando te has puesto en situaciones de peligro. Estás dispuesto a matar de ser necesario, ¿verdad?-


-Sé que no debería… Pero sí-


-¿Por qué?-


-Porque busco proteger mi felicidad, y mi felicidad se compone de quienes me rodean-

-¿Cómo adquiriste esa habilidad?-


-Supongo que escuchaste lo de hace un rato, ¿verdad?-


El mayordomo asintió.


-Eres una persona que tiene pinta de haber pasado por muchas cosas así que quizás suene como una exageración pero he visto morir a las personas importantes para mí incontables veces en mis sueños, he tenido que pensar en contramedidas acerca de qué hacer si ellos sufrieran algún accidente. He tenido que aceptar sus muertes o incluso ser torturado.


Es algo que me sucedió a mí repetidas veces pero, cuando lo pierdes todo algo en ti se rompe y entonces, sientes que ya nada importa, es en ese momento que entiendes que al final nada importa si no eres capaz de proteger tu propia felicidad. Sin importar que tengas que hacer al respecto-


-Ya veo… Es un poco distinto pero ese sentimiento yo lo crucé una vez en la vida real, a decir verdad no creo que pueda compararse la vida real con un sueño pero, el experimentarlo repetidas veces debió prepararte psicológicamente para ello, aun si es por miedo es una buena cualidad-


-…Sí, aunque no es agradable-


-Lo sé-el hombre miró al cielo y comenzó a hablar mucho más tranquilo-En esa ocasión y hace un mes cuando tuviste una pelea con la señorita Cristina, en esa ocasión yo estuve presente y a decir verdad, aunque es vergonzoso admitirlo, sentí miedo-


-… ¿Eh?-


-Sé que podría vencerte incluso con las dos manos atadas a la espalda, que fácilmente podríamos chantajearte y hacerte caer… Pero sentí miedo, miedo de lo que “podrías hacer”.  Es el mismo sentimiento que tuve antes de volverme mayordomo, el padre de Cristina me hizo sentir lo mismo que tú. El miedo de las posibilidades… es algo extraordinario.-murmuró para sí mismo.


-…-


-Puede que hayas tocado fondo incontables veces en tus sueños, así que usa eso como tu fuerza para evitar hacerlo en la vida real. Así que desarrolla tu potencial Erick-


-¿Por qué… sentías miedo de mí?-


-Las personas temen a lo desconocido y ahora puedo afirmar que no me equivoco al decir que el miedo al potencial de las personas es grande. Yo mismo he presenciado el miedo del potencial vuelto una realidad. Te lo puedo decir claramente, la única persona con la que yo jamás me metería sin importar qué es el actual jefe de la familia Frank Alzar Wolf… Y probablemente contigo en un futuro-


El mayordomo se retiró después de ello.


Me volví a tirar al césped, esta vez las palabras de aquel hombre daban vueltas en mi cabeza.


-¿Realmente soy el adecuado?-suspiré.


Recordé una vez más aquella escena, aquel hombre vestido con su uniforme de trabajo consolándome con una expresión amable, aquella sentencia que jamás desaparecerá sin importar cuánto tiempo pase.


“El mundo en paz, un sueño lejano, un sueño por cumplir, un sueño que puede ser real…Que el mundo siga en paz por favor”


Las palabras que dijo aquel hombre mientras palmeaba mi cabeza.


De 1 a 6 que tanto te gusto?

0

De 1 a 6 que tanto te gusto?

0


Comentarios 0

Escribe un comentario


 

enviado por Bejeveg

sexo Masculino

pais 1218 (Nivel 5)

pais 99 Gemas

Mas sobre el autor
Tags
Te gusto esto?

Mas temas de Bejeveg

Estadisticas: